Ríete..

Recuerdas la última vez que te reíste sin poder parar?
Búscate una excusa y ríete hasta que te duela la tripa. Es de esas cosas que pintan de colores los días grises. Es de esas cosas que llenan un poquito más el vaso. De esas cosas que dan la vuelta a la tortilla. Que le quitan importancia a los problemas. Que te hacen un poquito más feliz. Un poquito más optimista. Que te quitan la tensión y relajan los músculos. Que hacen que tú estés un poquito mejor.
Ríete, sin importarte el motivo. Sin importar dónde estés. Sin importar las arrugas de expresión. Ríete todo lo fuerte que puedas y hasta que tengas agujetas de reír.
 
Recuerda que las cosas son lo qué son, pero el cómo las vivas depende de ti.
 213_1
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s